Pages

1 de febrero de 2017

Un hotel que resurgió de las cenizas: Experiencia en el Llao Llao Hotel & Resort


Existe un lugar cercano a la ciudad de Bariloche, sobre el kilómetro 25 de la Avenida Bustillo donde se encuentra emplazado uno de los más increíbles hoteles de la Argentina y del mundo: el Llao Llao Hotel & Resort.
El mismo se encuentra ubicado dentro del Parque Nacional Nahuel Huapi sobre una colina de la Península del Llao Llao y está rodeado por lagos, montañas y bosques.
Su emplazamiento en el aérea de Puerto Pañuelo le otorga grandes vistas y paisajes, ya que desde allí se pueden observar los lagos Moreno y Nahuel Huapi, el cerro López y el imponente Cerro Tronador, un volcán activo en la Cordillera de los Andes.

Pero hablando un poco de su historia, este hotel fue inaugurado oficialmente en el año 1938 y su arquitecto fue Alejandro Bustillo, hermano de Ezequiel Bustillo quien fue el primero director de Parques Nacionales.
Alejandro fue el arquitecto elegido ya que su proyecto era el que mejor se adecuaba con el entorno y la geografía de la región. El estilo que predominaba era el canadiense y utilizaron piedra y madera, elementos propios de la zona.
El 26 de Octubre de 1939, debido al material utilizado, un incendio arrasó con el hotel y lo destruyó completamente, pero esto no fue un problema para los Bustillo, ya que aproximadamente un año después lo estaban reinaugurando, tras su reconstrucción.
Es aquí donde el hotel empieza a ser renombrado y conocido a nivel mundial, convirtiéndose en una imagen emblemática de la Patagonia Argentina. Su imagen empieza a recorrer todo el mundo, atrayendo a muchos turistas a la región y ayudando a posicionar a Bariloche turísticamente.
En 1974, debido a varios factores como la falta de inversión, el hotel se cierra y queda abandonado, y recién en el año 1991 la empresa Llao Llao Holding S.A se encargó de reabrir este gran hotel, preservando siempre su arquitectura y diseño original.


Vista del ala Moreno, la màs moderna
Hoy el hotel cuenta con dos alas bien diferenciadas y cada una con su propio encanto y estilo. Por un lado el Ala Bustillo que posee 162 habitaciones y por otro lado el Ala Moreno con 43 habitaciones.
El Ala Bustillo es el ala tradicional del hotel, donde se mantuvo el diseño original de 1940. En cambio, el ala Moreno es la zona moderna del hotel y todas sus habitaciones poseen vistas al Lago Moreno y el Cerro Tronador.
Dentro de cada ala hay diferentes tipos de habitación y de diferentes presupuestos.
Para que tengan una referencia, una noche en una habitación standard en el Ala Bustillo tiene una tarifa promedio de $350 usd la noche con desayuno incluido.
La tarifa es acorde al tipo de hotel, de sus servicios y de sus instalaciones. No por nada este hotel pertenece a The Leading Hotels of the World, una membresía que representa solo a hoteles de lujo con altos estándares de calidad y servicio. 
En Argentina existen solamente seis hoteles que pertenecen a esta membresía y el Llao Lao es uno de ellos, junto con el Faena y el Alvear en Buenos Aires, el Arakur en Ushuaia y The Vienes Resort en Mendoza.


14 de enero de 2017

Experiencia en el Hotel Pullman Rosario City Center

Si lo que buscan es relajación y un buen descanso de la rutina diaria, este hotel es sin lugar a dudas una gran alternativa.
El Pullman City Center Rosario es un hotel de 5 estrellas de categoría que está ubicado en el ingreso a la ciudad de Rosario llegando por la Autopista de Buenos Aires, lo cual lo hace tener una posición estratégica.
Desde el centro de la ciudad de Rosario (Monumento a la Bandera), un taxi hasta aquí cuesta unos 150 pesos argentinos. Lo mismo para ir desde el hotel hacia la terminal de ómnibus de Rosario.

El hotel cuenta con 188 habitaciones equipadas con la última tecnología y muebles modernos. Ademas posee caja de seguridad, TV led, secador de pelo y frigobar que incluye un agua mineral de cortesía para el huésped.

Algo muy importante que quiero destacar es que tanto el servicio de check in y out fueron muy rápidos y eficientes.

Al pasar por la puerta principal se van a encontrar con un lobby muy amplio y lleno de lujo. 
Muy cercano a la recepción, en la planta baja, se encuentra D´Jembé, un elegante restaurante donde todos los días se brinda un desayuno buffet con una gran variedad de opciones para todos los paladares.  Podrán encontrar desde infusiones, pastelería, cereales, frutas, jugos, fiambres, repostería y panificados.
Modadlidad de desauno buffet
En la planta baja también se encuentra la confitería llamada Maorí, lugar ideal para disfrutar de una amplia variedad de infusiones importadas y lo mejor de la pastelería francesa.

En el segundo nivel se encuentra el acceso al Moi Spa y a la gran piscina exterior.
En el Moi Spa vamos a poder disfrutar de una piscina lúdica climatizada y de un espacio donde se encuentran el Hammam, el sauna seco, las duchas especiales y sala de relax.
La sala de relax es un ambiente compartido para mujeres y hombres, en cambio, el Hamman, el sauna seco y las duchas especiales no.
El Hamman es también conocido como baño turco. Es un espacio con la modalidad de baño a vapor.
El sauna seco o finlandés se realiza en un cuarto de madera con una alta temperatura, generalmente a unos 70°C. Este tipo de sauna brinda grandes beneficios al cuerpo como liberación de toxinas y activa la circulación sanguínea. Se recomienda tomarse una ducha previa y que la sesión no dure los 15 minutos debido a las altas temperaturas a las que uno está expuesto. 
Y por ultimo en el medio de estos dos cuartos se encuentran las duchas especiales. Estás son tres duchas de diferente modalidad, fuerza y temperatura.

El Spa ofrece varios tratamiento de belleza y masajes. Se recomienda hacer una reserva previa.